¿Cuáles son los modelos de desarrollo de software más populares?

Explore diversos modelos de desarrollo de software, desde Agile hasta Waterfall. Comprender sus metodologías, beneficios y escenarios ideales. Elija la opción perfecta para el éxito de su proyecto.

Imagem em destaque

Como puede decirle cualquiera que haya abordado un proyecto de desarrollo de software, la creación de soluciones digitales implica pasar por un proceso complejo. Este proceso tiene diferentes etapas que van desde la idea y diseño del software hasta su lanzamiento y mantenimiento. Los equipos de desarrollo se refieren a este proceso como ciclo de vida de desarrollo de software (SDLC).

Tal vez lo sepas, tal vez no, pero hay muchas maneras en que un equipo puede abordar el SDLC. De hecho, hablamos de diferentes modelos de desarrollo de software dependiendo de cómo el equipo organiza los pasos y cómo aborda el flujo de trabajo. Actualmente se utilizan más de 50 modelos SDLC, cada uno con su propia forma de organizar el proceso de desarrollo.

Sin embargo, la mayoría de los equipos recurren solo a algunos de estos modelos, ya que han demostrado una y otra vez que pueden ofrecer excelentes resultados. ¿Qué modelos son estos? Los siguientes 8 son los modelos SDLC más populares.

Quais são os modelos de desenvolvimento de software mais populares?  1

1. Cascada

Waterfall es uno de los modelos SDLC más conocidos, ya que se utiliza desde hace décadas. En él, todas las etapas de desarrollo son secuenciales, es decir, el equipo necesita completar una etapa antes de pasar a la siguiente. De esta manera, las tareas “caen en cascada” a la siguiente, de donde proviene el nombre del modelo.

La cascada es un modelo muy estructurado. Esto significa que cada paso tiene su propio conjunto de entregables y documentos que el equipo debe lograr para pasar al siguiente paso. Este enfoque del desarrollo proporciona una alta previsibilidad en términos de cronograma y recursos, pero hace imposible adaptarse a los nuevos requisitos que puedan haber surgido durante el desarrollo. Además, las pruebas suelen ser la última etapa, por lo que cualquier problema que encuentren los ingenieros es muy costoso de solucionar, ya que el producto está casi terminado cuando llega a esta etapa.

Cuándo usar:

  • Proyectos pequeños y sencillos.
  • Proyectos con requisitos no modificables
  • Proyectos que necesitan presupuestos y cronogramas predecibles
  • Proyectos altamente regulados (como los relacionados con la atención médica)

2. Modelo V

Mucha gente ve el modelo V como una extensión del modelo en cascada, ya que utiliza las etapas en cascada en su primera parte sólo para hacer avanzar el proceso hacia arriba después de la etapa de codificación. Este movimiento inicial descendente y posterior movimiento ascendente forman una forma de V, dando nombre a este modelo. También se le conoce como modelo de Verificación y Validación porque cada etapa de la fase de verificación tiene una etapa correspondiente en la fase de validación.

La diferencia con el modelo Waterfall, entonces, es que el modelo V tiene pruebas realizadas en cada etapa y no al final del proceso. Esto aumenta la calidad general del producto, pero también significa que se necesita más tiempo y dinero para lanzar el software. Además, la recopilación de requisitos ocurre al principio y no se puede cambiar durante el desarrollo, lo que implica que el modelo V no es flexible.

Cuándo usar:

  • Proyectos complejos que requieren altos niveles de previsibilidad y la mejor calidad posible (como los relacionados con la navegación o los sistemas médicos)

3. Modelo iterativo e incremental

Este modelo combina diseño iterativo y modelo de construcción incremental para el desarrollo. El objetivo del modelo iterativo e incremental es utilizar ciclos de desarrollo repetidos (un proceso iterativo) para crear un producto que avance un pequeño paso con cada iteración (un proceso incremental). Al hacer esto, los ingenieros pueden aprender qué funciona y qué no en el desarrollo y aplicar ese conocimiento para perfeccionar las iteraciones posteriores.

Por lo tanto, cada iteración aporta un nuevo módulo al software que se basa en la iteración anterior. Esto garantiza la coherencia y permite cierta libertad en la recopilación de requisitos, ya que algunos de ellos pueden modificarse a medida que avanza el desarrollo. Sin embargo, es importante señalar que estos cambios no pueden ser radicales. Los requisitos iniciales forman una base inquebrantable que se puede ajustar en cierta medida, pero que aún proporciona un marco rígido para el desarrollo iterativo.

Cuándo usar:

  • Grandes proyectos compuestos por múltiples partes móviles.
  • Proyectos basados ​​en microservicios o servicios web

4. Modelo en espiral

Este modelo es un enfoque orientado al riesgo para el desarrollo de software. Esto significa que el modelo Espiral está impulsado principalmente por los riesgos potenciales de un proyecto determinado. Para cumplir sus tareas, este modelo abarca elementos de diferentes modelos, incluido el desarrollo incremental, la cascada e incluso la creación de prototipos evolutivos.

Hay 4 actividades principales en el modelo Espiral: planificación de riesgos, análisis de riesgos, creación de prototipos y evaluación de entrega. Así, el proyecto comienza con una evaluación de riesgos que define cómo trabajará el equipo. Una vez completada la primera iteración del proyecto, el equipo lo analiza para mejorarlo en el siguiente ciclo. Por tanto, este modelo puede ayudar a mitigar los riesgos inherentes al desarrollo. Sin embargo, también se requiere una importante participación del cliente en las primeras etapas. Además, el modelo Espiral puede extender sus ciclos de modo que el trabajo pueda extenderse más allá del cronograma acordado.

Cuándo usar:

  • Proyectos sin requisitos claros
  • Proyectos innovadores con amplios requisitos.
  • Grandes proyectos
  • Proyectos de investigación que involucren nuevos servicios o productos.

5. Proceso Unificado Racional (RUP)

Otro modelo iterativo, el Proceso Unificado Racional (RUP), es un marco de proceso adaptable que los equipos pueden personalizar para sus proyectos específicos. El modelo en sí tiene 4 fases: iniciación, elaboración, construcción y transición. Cada una de estas fases pasa por un proceso iterativo que ocurre simultáneamente, aunque con diferente intensidad. Así, la fase inicial tendrá tareas enfocadas a la recopilación de requisitos, mientras que la fase de construcción ampliará este enfoque para cubrir otras actividades como el diseño, la implementación y las pruebas.

De todos los modelos que utilizan enfoques de desarrollo lineal, RUP es el más flexible, ya que permite cambios de enfoque, incluso si la fase de construcción está avanzada. Sin embargo, RUP no es tan flexible como los modelos que se enumeran a continuación, principalmente porque todavía no es tan rápido y versátil como Scrum o Kanban.

Cuándo usar:

  • Proyectos de alto riesgo
  • Proyectos que requieren un desarrollo rápido y de mayor calidad

Modelos ágiles

No es necesario estar muy involucrado en el desarrollo de software para saber un poco sobre Agile. Esto se debe a que Agile es la mentalidad principal que utilizan las empresas de desarrollo de software para trabajar en sus soluciones. Las prácticas ágiles brindan mucha flexibilidad, lo que permite a los desarrolladores realizar ajustes y correcciones en el proyecto a medida que avanzan.

Agile se preocupa menos por la documentación rigurosa o la recopilación de requisitos que los modelos que hemos visto hasta ahora. Esta mentalidad implica la colaboración de equipos autoorganizados que adoptan la planificación adaptativa, el desarrollo evolutivo, el trabajo iterativo y la mejora continua para ofrecer soluciones altamente funcionales.

El paraguas ágil es amplio y lo abarca todo. Detrás de él se pueden encontrar diferentes modelos que siguen los principios Agile de colaboración, mejora continua, desarrollo impulsado por valores y excelencia técnica con resultados simples y de alta calidad. Dado que todos los modelos Agile comparten una filosofía común sobre el desarrollo, sus casos de uso son todos muy similares.

Cuándo utilizar plantillas ágiles:

  • Proyectos innovadores donde la retroalimentación temprana es esencial
  • Proyectos donde los requisitos no pueden detallarse adecuadamente
  • Grandes proyectos que se pueden desarrollar de forma iterativa.
  • Los proyectos de desarrollo de software más modernos.

Muchos modelos utilizan Agile como mentalidad guía, incluidos los tres más populares: Scrum, Kanban y Extreme Programming (XP).

  • Scrum El modelo ágil más popular, Scrum, utiliza iteraciones con plazos determinados (llamadas sprints) para trabajar en partes específicas del producto final. La idea es dividir el producto en pequeños objetivos que se puedan completar en un plazo de tiempo limitado (normalmente entre 2 y 4 semanas). Scrum tiene que ver con la colaboración y la comunicación, por eso el equipo se reúne todos los días en reuniones llamadas scrums diarios. Allí monitorean lo que hace el equipo y hacia dónde se dirige mientras descubren problemas y posibles soluciones. Cuando finaliza un sprint, todo el equipo se reúne nuevamente para mostrar el trabajo que se realizó en ese tiempo (que generalmente consiste en una versión funcional del producto final). La misma reunión también le da al equipo la oportunidad de analizar el proceso y comprobar qué oportunidades de mejora pueden aprovechar en el próximo sprint.
  • Kanban Kanban deja de lado los sprints en favor de un plan visual representado por un tablero Kanban. En él, el equipo explica las tareas que deben realizar, las funciones y el progreso de cada una. Por lo tanto, este modelo tiene más que ver con la transparencia sobre el progreso del proyecto, permitiendo al equipo detectar problemas y priorizar tareas de manera más efectiva. Otro aspecto importante de Kanban es que el trabajo no se envía al equipo según un cronograma. En cambio, el trabajo se asigna según la capacidad del equipo para afrontarlo. De esta manera, los equipos pueden decidir qué, cuándo y cómo trabajar en las diferentes tareas que deben realizarse. Kanban es muy flexible ya que permite introducir requisitos y cambios en cualquier momento. Sin duda, esto aumenta la agilidad del equipo para trabajar en cualquier proyecto, pero también reduce drásticamente la previsibilidad.
  • Programación extrema (XP) La programación extrema (XP) es otro modelo ágil que también aboga por lanzamientos frecuentes en ciclos de desarrollo cortos. La principal diferencia con otros modelos es que XP no requiere que los desarrolladores creen ninguna característica a menos que sea realmente necesaria. Si esto parece un poco extremo es porque lo es. De hecho, el nombre XP proviene de la obsesión por llevar al extremo las prácticas tradicionales de ingeniería de software. La flexibilidad de XP está en cierto modo en el medio de la de Scrum y Kanban: no tan estructurado como el primero, pero no tan libre como el segundo. Se pueden introducir cambios después de cada iteración. Para garantizar la calidad del producto final, los equipos de XP utilizan programación en pares, desarrollo basado en pruebas y prácticas de integración continua.

Varios modelos para diferentes necesidades.

En el panorama actual del desarrollo de software, es fácil pensar que Agile es el camino a seguir. La mayoría de las empresas de desarrollo de software lo utilizan y lo consideran la mejor mentalidad para el trabajo. Sin embargo, adoptar ciegamente modelos Agile puede tener efectos desastrosos en sus proyectos. Cada proyecto que necesitas llevar a cabo tiene unos requisitos y características únicas, por lo que es importante analizar todos los modelos disponibles para comprobar cuál es el más adecuado para desarrollar esa idea.

Esto no significa que deba cambiar los modelos de desarrollo cada vez. Pero hay que tener en cuenta que cada modelo descrito aquí tiene su propio conjunto de ventajas y desventajas. Conocerlos es el primer paso para disfrutar de sus beneficios.

contenido relacionado

Regresar al blog

Deja un comentario

Ten en cuenta que los comentarios deben aprobarse antes de que se publiquen.