Por qué 2024 es un gran año para iniciar un negocio

Estamos lidiando con una crisis global, pero eso no significa que sea un mal momento para iniciar un negocio.

Abra uma empresa em 2020

No hace falta decir que los últimos años no han transcurrido como esperábamos. Hemos visto una pandemia, una recesión, despidos, pérdidas de empleos y malestar global. Para algunas empresas, esto significó revertir inversiones, abandonar planes y ajustar estrategias para asegurar la supervivencia. Para la sociedad en su conjunto, esto ha sido un desastre con consecuencias que no podemos predecir del todo.

Recuerdo preguntarme si mi socio Paul Azorín y yo estábamos locos por montar una empresa en ese momento. Más de una década después, puedo decir con seguridad que no lo estábamos. Pero también puedo identificar cómo la crisis nos “ayudó” durante nuestras primeras etapas, que son las mismas razones por las que creo que también deberías iniciar una empresa.

Hay mucha demanda de nuevas soluciones.

Un mundo complicado está lleno de problemas. Si bien enfrentamos tiempos difíciles, las cosas cambian constantemente y saldremos del otro lado. Posiblemente todas las actividades humanas tendrán que hacer algunos ajustes. Desde la educación y la atención sanitaria hasta el entretenimiento, es muy probable que la forma en que hacemos las cosas ahora ya no funcione tan bien. Esto significa que habrá muchas oportunidades para nuevos productos y servicios que satisfagan mejor estas necesidades.

Tienes acceso a más talento

Todo emprendedor exitoso lo sabe con seguridad: su empresa es tan buena como las personas con las que trabaja. Puedes tener la mejor idea del mundo, pero no llegarás a ninguna parte sin el talento adecuado a tu lado. Encontrar profesionales altamente calificados siempre es una lucha, especialmente para las startups, que compiten con todas las demás empresas por los mismos profesionales.

Esto cambia durante una crisis. Desafortunadamente, las crisis obligan a las empresas a cerrar, despedir empleados o posponer sus objetivos de contratación durante algún tiempo. Esto significa que habrá muchas personas talentosas disponibles para contratar. Algunos de ellos incluso crearán sus propias empresas, lo cual es el lado positivo de todo esto. El resultado es que será más fácil conseguir las personas adecuadas para su empresa y, al mismo tiempo, hacer su parte para reactivar la economía.

Obtener financiación es un desafío, pero puede ser algo bueno

Tal vez tenga una buena idea que ahora está en demanda, pero aún no está seguro de cómo conseguir los fondos necesarios para que todo funcione. Sé de dónde vienes. Una crisis como la pandemia de COVID-19 ciertamente retrasa las inversiones y hace que los capitalistas de riesgo se lo piensen dos veces antes de conceder dinero a un proyecto. Pero eso no significa que dejen de invertir por completo; sólo significa que se vuelven más exigentes.

Esto, a su vez, hará que los empresarios estén a la altura del desafío de generar ideas más innovadoras y de alta calidad que realmente puedan agregar valor y generar ganancias. Además, esto significará que los planes económicos y presupuestarios de la empresa propuesta serán más realistas y al mismo tiempo se centrarán en una operación ágil y eficiente en lugar de una propuesta lujosa que no es más que purpurina.

Siempre habrá clientes

¡Y los encontramos! Pudimos mostrar a varias empresas que al invertir en el desarrollo de software durante la recesión, obtendrían una ventaja competitiva que las impulsaría hacia adelante cuando el polvo comenzara a asentarse. Trabajamos duro para estos primeros clientes y mostramos nuestro valor. Nos centramos en la calidad y no en la cantidad. Y, de forma lenta pero constante, encontramos cada vez más clientes que nos permitieron crecer durante la recesión y más allá. Lo que intento decir es: si tu idea es lo suficientemente buena y realmente resuelve un problema, siempre habrá clientes para ella.

El momento de los emprendedores es ahora

Mira, nunca ha sido fácil abrir una empresa, especialmente si eres emprendedor por primera vez. Lanzar un negocio significa fracasar repetidamente hasta que aprendes y lo haces bien. Por supuesto, hacer esto parece más seguro cuando el mundo no está en crisis, pero como puedes ver por mi propia experiencia, puedes convertir esto en una ventaja.

Además, lo más importante es que las crisis necesitan empresarios para mantener la economía en funcionamiento. Las buenas ideas impulsan los buenos negocios, y los buenos negocios son el núcleo de una economía. Si queremos superar esta crisis sanitaria (y estoy 100% seguro de que lo haremos), lo haremos empezando a trabajar y no quedándonos en casa preocupándonos o esperando a que pase. ¿Qué piensa usted? ¿Estás listo para lanzar tu negocio?

contenido relacionado

Regresar al blog

Deja un comentario

Ten en cuenta que los comentarios deben aprobarse antes de que se publiquen.