Dominar la migración a la nube: estrategias efectivas para 2024

Mejore su viaje a la nube con las últimas estrategias de migración. Comprenda los pasos, las mejores prácticas y los errores comunes que se deben evitar.

Imagem em destaque

La adopción de la nube ha catalizado el cambio en TI y en toda la industria tecnológica, gracias a su capacidad de brindar a los usuarios un acceso seguro e incomparable a datos y aplicaciones desde prácticamente cualquier parte del mundo. Es comprensible que muchas empresas quieran dar el salto a la nube desde sus infraestructuras físicas o locales actuales, pero, para empezar, no tienen una estrategia de migración a la nube.

Afortunadamente, encontrar y personalizar la plataforma en la nube adecuada ayuda a que este proceso sea más manejable.

Muchas empresas fracasan en estas iniciativas porque no trazan una estrategia exitosa de migración a la nube o no invierten en la infraestructura de nube adecuada en función de los activos y necesidades de TI de la empresa. Antes de comenzar el proceso de migración a la nube, las empresas deben comprender los pasos y herramientas necesarios para que la migración a la nube sea lo más sencilla posible.

Evolución de la migración a la nube

Las organizaciones utilizaban mainframes a través de terminales remotas antes de la llegada de las tecnologías y el almacenamiento en la nube. Con el tiempo, los mainframes se volvieron más asequibles, lo que permitió a las empresas implementar su propia infraestructura local.

Los institutos financieros y las agencias gubernamentales fueron los primeros en adoptar servicios de computación en la nube en forma de almacenamiento de archivos, sistemas de contabilidad, sistemas ERP y CRM. A principios de la década de 2000, grandes nombres tecnológicos como Amazon y Salesforce introdujeron sus propios servicios basados ​​en la nube al público en general.

Las empresas han comenzado gradualmente a migrar su infraestructura a la nube utilizando productos como Microsoft Azure y los servicios web de Amazon, lo que les ha permitido reducir los costos generales y los esfuerzos laborales al tiempo que aumentan la productividad y la eficiencia empresarial.

En el mundo actual, muchas empresas ofrecen servicios de alojamiento en la nube. Empresas de todos los sectores también los utilizan o planean adoptarlos pronto debido a los numerosos beneficios que ofrecen. La migración a la nube es probablemente el camino del futuro porque continúa ofreciendo a las organizaciones soluciones flexibles y resilientes.

En 2011, la firma líder en investigación y consultoría Gartner desarrolló el concepto de Modelos R en estrategias de migración a la nube . Proporcionaron un marco que las organizaciones podrían utilizar para clasificar mejor sus aplicaciones y diseñar estrategias para su migración a la nube. Las cinco R iniciales consistían en Rehost, Refractor, Revisar (o Replatform), Reconstruir y Reemplazar.

Hoy en día, las empresas tienen la posibilidad de elegir entre siete estrategias de migración a la nube según sus necesidades. Incluyen:

  • Refactorizar/Rearquitectar: ​​Esto implica transformar completamente la arquitectura de una aplicación, aprovechando las capacidades únicas del proveedor de la nube para mejorar su agilidad, escalabilidad y rendimiento. Es el enfoque de migración más costoso, pero los beneficios tienden a superar los riesgos potenciales.
  • Replatform : este modelo mueve aplicaciones a la nube y aprovecha los recursos de la nube para optimizarlas. Un ejemplo de esto es reemplazar el software comercial disponible en el mercado por un equivalente de código abierto.
  • Recompra : esta estrategia retira una aplicación existente y la reemplaza con una versión basada en la nube disponible en el mercado por parte del proveedor.
  • Rehost: Implica migrar aplicaciones a la nube sin cambiarlas.
  • Reubicación : posiblemente la forma más simple de migración, la reubicación implica cambiar completamente la infraestructura sin implementar nuevo hardware, reescribir aplicaciones ni ajustar operaciones.
  • Retener/Revisitar: esta estrategia implica mantener aplicaciones en su infraestructura local y no admite la migración. Es una solución válida para aplicaciones con inversiones sólidas que aún se ejecutan en plataformas de minicomputadoras o mainframes heredadas.
  • Retirarse : esto incluye descontinuar o eliminar aplicaciones obsoletas y reemplazarlas con opciones basadas en la nube.

Por qué es esencial un proceso de migración a la nube bien pensado

Migrar a la nube ayuda a las empresas a escalar sus operaciones, adaptarse a las demandas actuales de sus mercados y seguir siendo competitivas en sus ofertas o servicios. La nube tiene muchos beneficios, como rentabilidad, mayor escalabilidad y flexibilidad, y mayor seguridad y cumplimiento.

Eficiencia de costo

Si bien el paso inicial a la nube requiere una inversión de tiempo y dinero, las migraciones a la nube ayudan a las empresas a reducir sus gastos operativos, permitiéndoles gastar menos en operaciones de TI.

Además de aliviar a las empresas de los costos asociados con la operación y el mantenimiento de servidores físicos internos, estas empresas también obtienen la capacidad de desmantelar los servicios basados ​​en la nube cuando ya no son necesarios para conservar recursos.

Escalabilidad y flexibilidad

Antes de las tecnologías y opciones de almacenamiento basadas en la nube, escalar los servicios empresariales en un entorno de TI tradicional para soportar cargas de trabajo más exigentes significaba que las empresas necesitaban comprar e instalar servidores físicos, equipos de red, software y más, costosos y adicionales. Las soluciones basadas en la nube permiten a las empresas escalar sus servicios casi en tiempo real, gracias a capacidades de escalamiento bajo demanda o incluso automáticas.

Migrar a la nube permite a las empresas adaptarse a las demandas crecientes o fluctuantes dentro de sus empresas a medida que cambian, al mismo tiempo que ayuda a los equipos a colaborar en datos y aplicaciones desde cualquier ubicación. Esta mayor flexibilidad y continuidad ayuda a las empresas a mantener su ventaja competitiva mientras ajustan los recursos sin costos innecesarios.

Seguridad y cumplimiento

Las infraestructuras tecnológicas internas tradicionales no son suficientes cuando se trata de las estrictas normas de seguridad y cumplimiento actuales en todas las industrias. Los proveedores de servicios en la nube ayudan a las empresas a alcanzar niveles máximos de seguridad y cumplimiento garantizado gracias a herramientas valiosas como información mejorada sobre la visibilidad de los datos, salvaguardas automatizadas para la seguridad de los datos, gestión de identidades centralizada y control de acceso, y actualizaciones de seguridad automáticas.

7 pasos clave para una migración exitosa a la nube

Seguir estos pasos ayuda a garantizar una migración más exitosa a la nube.

#1 Comprender la motivación

Antes de migrar sus operaciones a la nube, debe comprender las ventajas de este emprendimiento. Esto es clave para explicar el propósito y lograr la aceptación de su equipo. Los tomadores de decisiones deben trabajar junto con sus equipos para resaltar beneficios como ahorro de costos, mayor fluidez de datos y aplicaciones, escalabilidad bajo demanda más asequible, mejor seguridad y más.

Las empresas deben trabajar estrechamente con TI durante esta fase para determinar si su infraestructura existente está lista para migrar, identificando brechas en habilidades tecnológicas y anticipando costos. Las calculadoras de costos pueden ayudarlo a sumar varios tipos de gastos para predecir mejor los costos, incluidos los recursos informáticos, los sistemas operativos, el espacio de almacenamiento y cualquier necesidad de red específica.

#2 Evaluación y planificación inicial

El siguiente paso del proceso implica una planificación y evaluación adicionales de las necesidades de la empresa durante y después de la migración, incluidos plazos razonables, hitos y áreas de riesgo potencial. Las partes interesadas y los equipos de tecnología deben trabajar juntos para crear una lista detallada de los activos existentes y sus interdependencias, mientras hacen un balance de todo lo que se traslada a la nube.

Esto incluye datos, aplicaciones, infraestructura y servicios de TI. Las empresas también deben elaborar un plan de juego que priorice qué activos trasladar primero a la nube. Deben asegurarse de contar con un sistema de soporte y comenzar con los activos menos críticos para probar el sistema.

#3: Elegir el proveedor de nube adecuado

El mercado de proveedores de nube se ha saturado. Con tantas opciones disponibles, ¿cómo elegir la correcta?

Sopese factores como costo-beneficio, reputación y testimonios, servicios y escalabilidad. Esto le ayudará a limitar su búsqueda al proveedor o proveedores adecuados.

Mientras que algunas organizaciones simplemente emplean la nube pública o privada, otras eligen una estrategia híbrida. Una estrategia de múltiples nubes también puede ser un enfoque útil: permite a las organizaciones contratar múltiples proveedores y luego elegir qué servicios utilizar de cada uno.

#4: Diseñar el plan de migración

Después de decidir el modelo de participación y el proveedor de servicios en la nube adecuados, los tomadores de decisiones comerciales y los expertos en TI deben reunirse con el proveedor previsto para crear el plan de migración más detallado posible.

Idealmente, este plan incluye aspectos cruciales como la arquitectura de nube preferida, la identificación de cualquier aplicación existente que requiera modificaciones antes o después de la migración y el método de migración apropiado en sí, como un traslado completo o una migración por fases. Esta es también la parte correcta del proceso para que las empresas aborden cualquier problema de seguridad y cumplimiento relacionado con la migración y determinen los factores que regirán el proceso.

#5 Ejecutando la migración

Después de una planificación y evaluaciones meticulosas para crear una hoja de ruta del proceso, las empresas finalmente ven los frutos de su trabajo cuando comienzan la migración. En este punto, todos los equipos involucrados deben comunicarse de manera clara y continua y monitorear cuidadosamente el proceso para garantizar que todo salga según lo planeado.

Dependiendo de los componentes que están migrando a la nube, las empresas eligen entre varias estrategias de migración a la nube entre las siete R. Lo importante es que realicen copias de seguridad de los datos con regularidad y consideren ejecutar entornos paralelos (antiguos y nuevos) para garantizar que no haya pérdida de datos ni tiempo de inactividad de las aplicaciones.

Una parte crucial del proceso de migración a la nube implica la migración de datos. Las empresas deben priorizar la supervisión de este paso y garantizar que se desarrolle sin problemas. Si en algún momento los datos se vuelven inaccesibles para los usuarios durante una migración, se corre el riesgo de afectar las operaciones comerciales. Las empresas deben mover cada elemento individualmente a la nube y solo pasar al siguiente después de haber demostrado que funcionan en su nuevo entorno basado en la nube.

#6: Controles posteriores a la migración

Después de transferir todos los elementos, las empresas pueden considerar su migración a la nube un éxito, ya que prueban rigurosamente todas las aplicaciones y servicios y se aseguran de que todo funcione como se espera. La mejor manera de hacerlo es comparar el rendimiento de las aplicaciones antes y después de la migración con los KPI establecidos, garantizando la integridad de los datos y comprobando posibles vulnerabilidades de seguridad.

Además de probar exhaustivamente los servicios, las aplicaciones y los datos migrados al nuevo entorno de nube, las empresas deben realizar pruebas para detectar posibles vulnerabilidades de seguridad o áreas que requieran un refuerzo adicional. Escuchar los comentarios y las conclusiones de los usuarios finales también brinda a las organizaciones más información sobre cualquier problema pasado por alto o áreas que necesitan mejora.

#7: Gestión y optimización continuas

Las empresas no pueden esperar migrar a la nube sin realizar ajustes o cambios posteriores. Para utilizar con éxito toda la tecnología de la nube, las organizaciones deben priorizar continuamente los ajustes necesarios para mantener las operaciones funcionando sin problemas y de forma segura. Al optimizar cosas como la asignación de recursos en función de las tendencias de uso para ahorrar costos y escalar las necesidades de almacenamiento, las empresas ayudan a que la nube funcione mejor para ellas, y no al revés. Las organizaciones también deben mantenerse al día con las últimas ofertas de sus proveedores de nube mientras implementan actualizaciones relevantes para garantizar un rendimiento máximo continuo.

Herramientas esenciales para la migración a la nube

Las empresas necesitan la ayuda de herramientas antes, durante y después de la migración a la nube para garantizar no sólo la migración exitosa de sus aplicaciones, datos y sistemas, sino también para acelerar, asegurar y evaluar correctamente para mejorar el proceso.

Herramientas de evaluación

La primera fase del proceso de migración a la nube, la evaluación, requiere que las empresas analicen exhaustiva y holísticamente su infraestructura de TI existente para evaluar sus sistemas y tecnologías existentes, los costos aproximados asociados con la migración a la nube y la compatibilidad general. Para simplificar el proceso, las herramientas de evaluación analizan tanto los beneficios como los riesgos asociados con una posible migración.

Ejemplos de excelentes herramientas de evaluación de la nube incluyen AWS Migration Evaluator, Google Cloud Migration Assessment y Microsoft Azure Migrate Assessment and Planning Toolkit.

Herramientas de migración

Las herramientas de migración manejan grandes cantidades de datos durante el proceso de migración para reubicar más fácilmente la información de los sistemas de TI existentes a la nube de manera optimizada. Esto ahorra a los equipos mucho tiempo y estrés. Además de esta importante asistencia, estas herramientas también ofrecen funciones mejoradas, como copias de seguridad, cifrado de datos y documentación para registros de migración. Algunas de las herramientas de migración más populares disponibles en el mercado incluyen Google Cloud Transfer Service, AWS DataSync y Azure Site Recovery.

Herramientas de gestión y seguimiento posteriores a la migración

Para mantener los sistemas funcionando sin problemas, las empresas deben continuar monitoreando todos los aspectos de sus nuevos ecosistemas basados ​​en la nube para detectar cualquier problema, incluso después de una migración exitosa. Las herramientas de supervisión y gestión posteriores a la migración ayudan a reducir la mayor parte del trabajo asociado con esto al actuar como centinelas de los sistemas en la nube.

Google Cloud Operations Suite es una herramienta de vanguardia posterior a la migración que brinda a las empresas servicios administrados de monitoreo, registro y seguimiento para sistemas que se ejecutan en la nube. Otras herramientas populares incluyen AWS CloudWatch y Azure Monitor.

Herramientas de seguridad y cumplimiento

Muchas empresas optan por emplear herramientas de seguridad y cumplimiento para garantizar que sus sistemas, almacenamiento de datos y nuevos ecosistemas basados ​​en la nube permanezcan protegidos de acuerdo con todas las directrices reglamentarias pertinentes. Al actuar como un organismo de control integral de los activos de la nube, estas herramientas protegen los sistemas y alertan a las partes apropiadas sobre cualquier amenaza maliciosa basada en la nube, como intrusiones en la red y malware en el servidor. Algunas de las principales herramientas de seguridad y cumplimiento incluyen AWS Config, Azure Security Center y Security Command Center de Google Cloud.

Herramientas de optimización

La optimización continua es sólo el nombre del juego cuando se trata de utilizar la nube después de una migración. Las herramientas de optimización brindan a las empresas información sobre análisis e informes de rendimiento para ayudar a identificar áreas de sus ecosistemas de nube que necesitan optimización adicional para mejorar el funcionamiento de su negocio. Algunas de las herramientas de optimización más populares incluyen AWS Cost Explorer, Azure Cost Management and Billing y Google Cloud Platform, herramientas de gestión de costos.

Desafíos y riesgos comunes de migrar a la nube

Si bien pasar a la nube ofrece muchos beneficios a las organizaciones, también conlleva desafíos y riesgos. La mejor manera de protegerse y prevenir estos problemas es conocer estos riesgos incluso antes de intentar migrar. Los riesgos y desafíos comunes de migrar a la nube incluyen:

  • Falta de estrategia : intentar migrar a la nube sin una estrategia adecuada abre una lata de gusanos catastróficos, incluidas pérdidas de datos devastadoras y tiempos de inactividad empresarial.
  • Gestión de costos : parte de la creación de un plan de migración a la nube implica estimar todos los costos asociados con el proceso. Los entornos de nube siguen siendo dinámicos y los costos cambian rápidamente con la llegada de nuevas funciones y servicios. Sin embargo, sigue siendo importante intentar estimar los costos futuros de la nube utilizando, por ejemplo, calculadoras de costos de la nube.
  • Bloqueo de proveedores : el bloqueo de proveedores ocurre cuando las empresas eligen trabajar con un proveedor y se sienten obligadas a continuar trabajando con él, independientemente de su calidad, porque cambiar de proveedor es un proceso costoso y que requiere mucho tiempo. Si bien muchos proveedores de nube ofrecen muchos servicios y se mantienen al día con las últimas tendencias, otros no. Para evitar quedar “atadas” a un proveedor potencialmente inexistente, las empresas suelen trabajar con diferentes proveedores al mismo tiempo.
  • Seguridad y cumplimiento de los datos : el proceso de migración presenta algunos riesgos de seguridad. Las empresas corren el riesgo de una exposición significativa al transferir grandes volúmenes de datos confidenciales y configurar controles de acceso entre entornos. Al mismo tiempo, si bien los proveedores de la nube pueden ofrecer medidas de seguridad sólidas, sigue siendo responsabilidad de la empresa proteger los datos y las cargas de trabajo.
  • Tiempo de inactividad : el proceso de migración a la nube a menudo requiere que los servidores internos estén temporalmente fuera de línea. Dependiendo de los servicios de la empresa, este tiempo de inactividad afecta el rendimiento de las aplicaciones sin medidas de respaldo adecuadas o asignación de recursos.
  • Pérdida de datos : durante el proceso de migración, los datos de la empresa son vulnerables y pueden estar en riesgo de violación. Las empresas que no cuentan con protocolos de seguridad en la nube adecuados para minimizar el riesgo de una infracción son susceptibles a la pérdida de datos críticos.
  • Gestión de recursos : un desafío importante de la migración a la nube es garantizar que los empleados de TI tengan las habilidades y conocimientos adecuados para adaptarse a la infraestructura basada en la nube. Los empleados acostumbrados a gestionar servidores físicos deben recibir una formación adecuada para acompañar la transición de la empresa a operaciones basadas en la nube.
  • Interoperabilidad : las empresas pueden necesitar ayuda para garantizar que sus aplicaciones se comuniquen correctamente en un nuevo entorno de nube. Para asegurarse de que así sea, las organizaciones deben evaluar sus aplicaciones, seleccionar la estrategia de migración a la nube adecuada y elegir el proveedor adecuado.

Tendencias futuras en la migración a la nube

La rápida evolución de la tecnología ofrece a las empresas nuevas y apasionantes tendencias en la migración a la nube. También veremos muchas capacidades emergentes nativas de la nube. Con nuevas tecnologías basadas en IA y ML, nube sin código y computación de borde, los proveedores de nube continúan simplificando el proceso de migración con mayor precisión.

  • Inteligencia artificial y aprendizaje automático : una de las tendencias futuras más prometedoras en la migración a la nube implica aprovechar el poder de la IA y el aprendizaje automático para impulsar la computación en la nube. Las herramientas de inteligencia artificial y aprendizaje automático basadas en la nube pueden automatizar tareas, analizar enormes conjuntos de datos y proporcionar información procesable en tiempo real para tomar más decisiones basadas en datos.
  • Servicios en la nube con y sin código : los servicios en la nube con y sin código ayudan a las empresas a crear e implementar aplicaciones rápidamente sin invertir mucho. El uso de esta tecnología ayudará, y ya lo está en muchas áreas, a los equipos a crear aplicaciones complejas sin escribir código, aprovechando la funcionalidad de arrastrar y soltar junto con plantillas prediseñadas. Esto reduce el tiempo y el esfuerzo necesarios para desarrollar y lanzar aplicaciones, lo que brinda a las empresas una ventaja significativa en el competitivo mercado actual.
  • Computación perimetral : la computación perimetral traslada el procesamiento y el almacenamiento de la computadora al borde de la red, más cerca de los usuarios, los dispositivos y las fuentes de datos. Cuando se utiliza en migraciones a la nube, esta tecnología tiene el potencial de reducir la latencia, mejorar la privacidad de los datos, procesar y analizar datos en tiempo real y mejorar el cumplimiento de las regulaciones de datos. El uso de esta tecnología ayudaría a las organizaciones a mantener los datos confidenciales más cerca de la fuente para reducir el riesgo de violaciones de datos.

Conclusión

La migración a la nube ayuda a las organizaciones a prosperar en el exigente mundo actual. Desde el acceso a sistemas, datos y aplicaciones desde prácticamente cualquier lugar hasta la rentabilidad y la escalabilidad bajo demanda, la nube ofrece a las empresas una multitud de beneficios y avances. Sin embargo, la única forma de migrar con éxito desde la infraestructura local a la nube es crear meticulosamente una estrategia de migración a la nube.

Esta estrategia, que actúa como modelo para todo el proceso, ayuda a las empresas a reconocer áreas potenciales de riesgo y, al mismo tiempo, crea un plan para todos los “qué pasaría si”. Seguir solo unos pocos pasos clave ayuda a eliminar problemas, unificar equipos, crear un mapa de flujo y manejar las necesidades posteriores a la migración. Si bien la tecnología del futuro ofrece la capacidad de automatizar y agilizar mucho más este proceso, las herramientas que existen hoy ya ayudan con tareas vitales, como monitorear la seguridad y el cumplimiento, y hacer cumplir la seguridad de una manera más automatizada.

Preguntas frecuentes

¿Cuáles son los beneficios inmediatos de migrar a la nube?

Los beneficios inmediatos son rentabilidad, rápida escalabilidad, mayor flexibilidad y mayor seguridad y cumplimiento.

¿Cómo puedo determinar qué proveedor de nube es el adecuado para mi negocio?

La determinación del proveedor de nube adecuado comienza cuando la empresa evalúa sus necesidades internas y luego evalúa a los proveedores potenciales en función de sus costos, servicios ofrecidos, modelos de nube y planes futuros.

¿Es posible migrar sólo partes de mi infraestructura a la nube?

Sí, una nube híbrida combina servicios de nube públicos y locales para una interoperabilidad perfecta.

¿Cuáles son los costos asociados con la implementación de una estrategia de migración a la nube?

Los costos asociados con el traslado a la nube dependen de la cantidad de datos y almacenamiento necesarios, los sistemas, los servidores y otros aspectos del traslado a la nube. Las empresas que quieran una estimación más precisa de los costos asociados con su estrategia de migración a la nube deberían utilizar una calculadora de costos de la nube.

contenido relacionado

Regresar al blog

Deja un comentario

Ten en cuenta que los comentarios deben aprobarse antes de que se publiquen.